HORIZONTES DE REDES NOOSFERICAS

Nada de lo aquí escrito nos pertenece.Si hubiese alguna pertenencia,sería el lazo noetico con el cual se han atado tantas bellas flores de conocimiento que son ofrecidas a la humanidad como un ramillete de noologias...... TOD@ TEXTO/ILUSTRACION ES USAD@ CON FINES DE DIFUNDIR VISIONES SOBRE NUESTRO UNIVERSO Y SUS PENSADORES. SI ALGUIEN SE SIENTE AFECTAD@ POR ELLO, CON SUMA DILIGENCIA RETIRAMOS DE ESTE PORTAL SU APORTE SOBRE EL PARTICULAR EN RAZON DE SU SOLICITUD PERSONAL EN LA EXPLICITUD ESCRITA Y DIRECCIONADA DE SU AFECTACIÓN

miércoles, 9 de junio de 2010

anannuki en Abya Ayala/America....925 dias y contando......

CUANDO SE DIVIDIÓ LA TIERRA

«Y los hijos de Noé que salieron del arca fueron Sem, Cam y Jafet... estos fueron los tres hijos de Noé de los cuales se pobló toda la Tierra».

Así, al relato bíblico del Diluvio le sigue el recital de la Tabla de las Naciones (Génesis 10), un documento singular del cual dudaron los expertos en un principio, debido a que en él había una relación de naciones desconocidas; más tarde, se le desmenuzó críticamente y, por último, después de un siglo y medio de descubrimientos arqueológicos, provocó la sorpresa por su precisión.  Es un documento que conserva gran cantidad de información histórica, geográfica y política en lo referente a la elevación de una exigua humanidad que, desde el lodo y la desolación que siguió al Diluvio, llegó a levantar civilizaciones e imperios.

Dejando para el final al importantísimo linaje de Sem, la Tabla de las Naciones comienza con los descendientes de Jafet («El Hermoso»):

«Y los hijos de Jafet: Gomer, Magog y Madai, Yaván, Túbal, Mések y Tiras. Y los hijos de Gomer: Askanaz, Rifat y Togarmá; los hijos de Yaván: Elisa, Tarsis, los Kittim y los Dodanim. De ellos surgieron las naciones isleñas».

Mientras que las últimas generaciones se difundieron, pues, por las regiones costeras y las islas, lo que pasó desapercibido fue que las primeras siete naciones/hijos se corresponden con las tierras altas de las regiones de Asia Menor, el Mar Negro y el Mar Caspio, zonas que fueron habitables poco después del Diluvio, a diferencia de las bajas regiones costeras y las islas, que no se pudieron habitar hasta mucho después.

Los descendientes de Cam («El Que es Caliente», o también «El de Tono Oscuro»), en primer lugar, «Kus, Misráyim, Put y Canaán», y después todo un ejército de naciones-estado, se corresponden con a las naciones africanas de Nubia, Etiopía, Egipto y Libia, como núcleo central de la repoblación africana, comenzando de nuevo en las zonas topográficamente más elevadas, para difundirse más tarde por las tierras bajas.

«Y Sem, padre de todos los que descienden de Héber, también tuvo descendientes; él era el hermano mayor de Jafet».

Las primeras naciones-hijos de Sem fueron «Elam y Assur, Arpaksad, Lud y Aram», naciones-estado que cubrían las tierras altas del arco que va desde el Golfo Pérsico, por el sur, hasta el Mar Mediterráneo, por el noroeste, bordeando la gran Región-Entre-los-Ríos, que aún no era habitable.  A estas tierras se les podría llamar Tierras Espaciopuerto:

  • Mesopotamia, donde había estado el espaciopuerto de antes del Diluvio

  • la Montaña de los Cedros, donde seguía funcionando el Lugar de Aterrizaje

  • el País de Salem, donde se estableció el Centro de Control de Misiones después del Diluvio

  • la adyacente península del Sinaí, lugar del futuro espaciopuerto

El nombre del antepasado de todas estas naciones, Shem -que significa «Cámara Celeste»-resulta, así pues, bastante elocuente.

Esta división general de la humanidad en tres ramas, tal como se nos cuenta en la Biblia, no sólo estaba en función de la geografía y la topografía de las regiones por las que se distribuyó el hombre, sino también de la división de la Tierra entre los descendientes de Enlil y los descendientes de Enki. A Sem y a Jafet se les muestra en la Biblia como buenos hermanos, mientras que la actitud hacia el linaje de Cam -y especialmente de Canaán- es más bien la de un amargo recuerdo. En toda esta saga nos encontramos con relatos dignos de contar, relatos de dioses y hombres, y relatos de sus guerras... (que aún hoy en pleno Siglo XXI se refleja entre los JUDIOS e ISRAEL)

La leyenda de la división del mundo antiguo en tres ramas coincide también con lo que sabemos acerca del auge de las civilizaciones posdiluvianas. Los expertos han reconocido que hubo un cambio abrupto en la cultura humana hacia el 11000 a.C, momento del Diluvio según nuestros descubrimientos, y han dado en llamar a esa era de domesticación Mesolítico (Edad de Piedra Media). Hacia el 7400 a.C. -exactamente 3.600 años después- se ha reconocido otro avance repentino. Los expertos le han llamado Neolítico (Nueva Edad de Piedra), pero el rasgo principal fue el del cambio de la piedra por la arcilla, además de la aparición de la alfarería.

 

Y después, «de repente e inexplicablemente», pero exactamente 3.600 años más tarde, tuvo lugar el florecimiento (hacia el 3800 a.C.) de la alta civilización de Sumer, en la llanura entre los ríos Tigris y Eufrates. A ésta, le siguió, hacia el 3100 a.C, la civilización del río Nilo; y hacia el 2800 a.C, hizo su aparición la tercera civilización de la antigüedad, la del río Indo.

 

Estas fueron las tres regiones que se le asignaron a la humanidad; en ellas evolucionaron las naciones de Oriente Próximo, África e Indo-Europa, una división que se reflejó fielmente en la Tabla de las Naciones del Antiguo Testamento. Éste fue, según las crónicas sumerias, el resultado de unas decisiones deliberadas de los anunnaki:

Los anunnaki que decretan los destinos ,
se sentaron a intercambiar impresiones en cuanto a la Tierra.
Las cuatro regiones crearon.

Con estas sencillas palabras, reflejadas en varios textos sumerios, se decidió el destino de la Tierra y de sus habitantes después del Diluvio. A las tres civilizaciones de la humanidad se les asignaron tres regiones, reteniendo una cuarta los anunnaki para su propio uso. A ésta, se le dio el nombre de TIL.MUN, «Tierra de los Proyectiles» ubicada en  la península del Sinaí.

En lo referente a la habitación humana, fueron los descendientes de Sem -los «Moradores de las Arenas» de las escrituras egipcias-los que podían residir en las zonas no prohibidas de la península; pero, cuando llegó el momento de asignar el territorio a los anunnaki, surgieron profundas diferencias.

 

Controlar el lugar del espaciopuerto postdiluviano era lo mismo que controlar las comunicaciones entre la Tierra y Nibiru,Enlil y Enki, como habían demostrado claramente las experiencias con Kumarbi y Zu. De manera que, ante la reavivada rivalidad entre los clanes de se buscó una autoridad neutral para la Tierra de los Proyectiles. La solución fue ingeniosa. Del mismo linaje que ellos era su hermana Sud. Como hija de Anu, tenía el título de NIN.MAH («Gran Dama»). Ella era una del grupo original de los Grandes Anunnaki que fueron los pioneros en la Tierra, uno de los miembros del Panteón de Doce. Dio un hijo a Enlil, una hija a Enki, y la llamaban cariñosamente Mammi («Madre de los Dioses»). También ayudó a crear al Hombre. Con sus conocimientos médicos había salvado muchas vidas, y también se la conocía como NIN.TI («Dama de la Vida»), "pero nunca había tenido sus propios dominios, de manera que darle filman como dominio fue una idea a la que nadie se opuso.

La península del Sinaí es un lugar estéril, con altas montañas graníticas en el sur, una meseta montañosa en el centro y una llanura de duro suelo en el tercio norte, rodeada por bajas cadenas montañosas y colmas. Después, hay una franja de dunas de arena que se deslizan hasta la costa del Mediterráneo. Pero donde se puede retener el agua, como en los diversos oasis o lechos de río que se llenan durante las breves lluvias del invierno, manteniendo la humedad por debajo de la superficie, crece una lujuriosa vegetación de palmeras datileras y frutales, donde pastan los rebaños de ovejas y cabras.

Esta región debió de estar tan prohibida hace milenios como lo está ahora. Pero, aunque se le hizo una morada en uno de los lugares reconstruidos de Mesopotamia, Sud decidió tomar posesión personalmente de aquella región montañosa. Aun con todos sus atributos de estatus y de conocimientos, ella siempre jugó un papel secundario.
Cuando llegó a la Tierra, era joven y hermosa ; ahora era vieja y la apodaban «La Vaca»  a sus espaldas. De modo que, ya que le habían dado su propio dominio, decidió irse allí. Con orgullo, declaró:

«¡Ahora soy Señora! ¡Permaneceré allí sola, reinando para siempre!».


Sin poder disuadirla, su hijo Ninurta puso en práctica su experiencia en la construcción de represas y en la canalización del agua para hacer habitable la nueva región montañosa de su madre. Se nos habla de estas acciones en la Tablilla IX de «Las Hazañas y Proezas de Ninurta», cuando éste le dice a su madre:

Ya que tú, noble dama,
habías ido sola a la Tierra de Desembarco,
ya que a la Tierra Descorazonadora
sin temor fuiste-una presa levanté para ti,
para que esta tierra pudiera tener una señora.

Completando las obras de irrigación, y llevando gente para que realizara las tareas requeridas, Ninurta le aseguró a su madre que tendría abundante vegetación, maderas y minerales en su morada de las montañas:

Sus valles serán verdes de vegetación,
sus laderas producirán miel y vino para ti,
producirán... árboles zabalum y madera de boj;
sus bancales se adornarán con frutos como en un jardín;
el Harsag te dará la fragancia de los dioses,
te dará brillantes cursos de agua;
sus minas te darán, como tributo, cobre y estaño;
en sus montañas se multiplicará el ganado, grande y pequeño;
El Harsag engendrará criaturas de cuatro patas.

Ciertamente, ésta es una descripción adecuada de la península del Sinaí: una tierra de minas, la principal fuente de cobre, turquesas y otros minerales en la antigüedad; fuente de madera de acacia, que se utilizaba para el mobiliario de los templos; un lugar verde donde se podía conseguir agua; un lugar donde pudieran pastar los rebaños. ¿Será casualidad que el principal río de invierno de la península se siga llamando Arish -«El Labrador»-, siendo éste (Urash) el apodo de Ninurta?

Al hacerle un hogar a su madre en la región de picos graníticos del sur del Sinaí, Ninurta le dio un nuevo título: NIN.HAR.SAG («Dama de la Montaña Prominente»); y aquél fue el título por el que se llamaría a Sud a partir de entonces.

El término «montaña prominente» indica que aquél era el pico más alto de la región. Ésta es la montaña que conocemos en la actualidad como Monte Santa Catalina, un pico reverenciado desde la antigüedad, desde milenios antes de que se construyera el cercano monasterio.

 

En sus proximidades, se eleva una montaña ligeramente mas baja, la que los monjes llaman Monte Moisés, dando a entender que se trata del Monte Sinaí del Éxodo. Aunque resulta dudoso, S1gue dándose el hecho de que los picos gemelos se tienen por sagrados desde la antigüedad, y creemos que esto se debe a que jugaron un papel de eje en la planificación del espaciopuerto postdiluviano y del corredor de aterrizaje que llevaba hasta él.

Los nuevos planos siguieron los antiguos principios, y para comprender el grandioso diseño postdiluviano tendremos que recordar primero la forma en la que se desarrollaron el espaciopuerto y el corredor de aterrizaje antediluvianos. En aquel entonces, los anunnaki eligieron en primer lugar, como punto focal, los picos gemelos del Monte Ararat, el monte más alto del occidente de Asia y, por tanto, el punto de referencia natural más visible desde el cielo. Los siguientes rasgos naturales y visibles eran el río Eufrates y el Golfo Pérsico.

 

Trazando una línea imaginaria norte-sur desde el Ararat, los anunnaki determinaron que el espaciopuerto estaría donde la línea corta el río. Después, en diagonal a éste desde la dirección del Golfo Pérsico, en un ángulo exacto de 45°, trazaron el curso de aproximación. Más tarde, establecerían sus poblaciones de forma que marcaran el corredor de aterrizaje, a ambos lados del curso de aproximación. En el punto central, se construyó Nippur como Centro de Control de Misiones; todas las demás poblaciones eran equidistantes de él .

Las instalaciones espaciales postdiluvianas se planificaron sobre los mismos principios. El Monte Ararat siguió sirviendo como principal punto focal; una línea de 45° señalaba el curso de aproximación, y una combinación de puntos de referencia artificiales esbozaba un corredor de aterrizaje en forma de flecha. Sin embargo, la diferencia estribaba en que, esta vez, los anunnaki tenían a su disposición una plataforma a la medida, la de la Montaña de los Cedros (Baalbek), y la incorporaron en la nueva rejilla de aterrizaje.

Como antes del Diluvio, el doble pico del Ararat sirvió de nuevo como punto de referencia septentrional, anclando el corredor de aterrizaje y el curso de aproximación en su centro (Fig. 1). La línea sur del corredor de aterrizaje conectaba el Ararat con el pico más alto de la península del Sinaí, el Harsag (Monte Santa Catalina), y su gemelo, el Monte Moisés.

La línea norte del corredor de aterrizaje era la línea que se extendía desde el Ararat y, pasando por la plataforma de aterrizaje de Baalbek, proseguía hasta Egipto. Allí, el terreno era demasiado llano para ofrecer un punto de referencia natural, y fue por este motivo, estamos seguros, por lo que los anunnaki construyeron los picos gemelos artificiales de las dos grandes pirámides de Gizeh. Pero, ¿dónde había que erigir este punto de anclaje?

Fig. 1
 

Aquí entra en juego una línea imaginaria este-oeste que los anunnaki concibieron arbitrariamente en sus ciencias espaciales. Ellos dividieron arbitrariamente los cielos que circundan la Tierra en tres bandas o «caminos». El septentrional fue el «Camino de Enlil», el meridional era el «Camino de Enki», y el central era el «Camino de Anu». Como separación, estaban las líneas que conocemos como Paralelo 30 norte y paralelo 30 sur.

El paralelo 30 norte parece haber sido particularmente importante -«sagrado». Las ciudades santas, desde la antigüedad, desde Egipto hasta el Tíbet, se han situado sobre él. Se eligió este paralelo como la línea sobre la cual (en la intersección con la línea Ararat-Baalbek) construir las grandes pirámides; y también como la línea que indicaría, en la llanura central del Sinaí, el lugar del espaciopuerto (EP). Una línea, en la mitad exacta del corredor de aterrizaje, el curso de aproximación, tenía que llevar a la situación exacta del espaciopuerto en el paralelo 30. Así es como se estableció la rejilla de aterrizaje y se marcó el lugar del espaciopuerto, y  así es como se estableció la localización de las grandes pirámides de Gizeh.

Al sugerir que las grandes pirámides de Gizeh no fueron construidas por los faraones sino, milenios antes, por los anunnaki, es evidente que estamos contradiciendo las teorías oficiales sobre estos monumentos. La teoría de los egiptólogos del siglo XIX, que sostenía que las pirámides de Egipto, incluidas las tres singulares pirámides de Gizeh, fueron erigidas por una sucesión de faraones para que les sirvieran de tumbas, hace tiempo que fue refutada: en ninguna de ellas se han encontrado los cuerpos de los faraones que, supuestamente, las habían construido.

 

Así, se suponía que la Gran Pirámide de Gizeh la había construido Khufu (Keops), que la pirámide gemela la había hecho un sucesor llamado Chefra (Kefrén), y que la tercera y más pequeña la había construido un tercer sucesor, Menkara (Micerino), todos ellos reyes de la VI Dinastía. Los mismos egiptólogos sugerían que la Esfinge debió ser construida por Kefrén, debido a que estaba situada junto a la calzada que lleva a la segunda pirámide.

Por un tiempo se creyó que se había encontrado la prueba en la más pequeña de las tres pirámides de Gizeh, y la identidad del faraón que la había construido quedó establecida. El mérito de esto se le atribuyó al coronel Howard Vyse y a sus dos ayudantes, que afirmaban haber descubierto dentro de la pirámide el ataúd y los restos momificados del faraón Menkara.

 

Sin embargo, el hecho -sabido por los expertos desde hace algún tiempo pero, por algún motivo, poco publicitado- es que ni el ataúd de madera ni los restos eran auténticos. Alguien indudablemente, el coronel Vyse y sus amigotes- llevo a la pirámide un ataúd de alrededor de 2.000 años después de que viviera Menkara, así como unos restos humanos de época cristiana, y los puso juntos para montar el más vergonzoso fraude arqueológico

Las teorías actuales en lo referente a los constructores de las pirámides se basan en gran medida en el descubrimiento del nombre de Khufu inscrito en jeroglíficos dentro de un compartimiento de la Gran Pirámide sellado desde antiguo y, así, aparentemente veraz. Lo que ha pasado inadvertido es que el descubridor de esa inscripción fue el mismo coronel Vyse junto con sus ayudantes (en 1837). Se ha  reunido evidencias sustanciales que demuestran que esa inscripción fue una falsificación perpetrada por sus «descubridores».  A finales de 1983, se halaron  unos registros familiares en donde se demostraba que Vyse pidió ayuda a su bisabuelo, un maestro masón llamado Humphries Brewer, para que se abriera paso al interior de la pirámide a base de pólvora, ¡y que éste fue testigo presencial de la falsificación, y que, al poner objeciones a la acción, fue expulsado del lugar y obligado incluso a abandonar Egipto!
 

Khufu no pudo ser el constructor de la Gran Pirámide porque él mismo, en una estela que erigió cerca de las pirámides, decía que existía ya en sus tiempos; incluso la Esfinge, erigida supuestamente por un sucesor de Khufu, es mencionada en la inscripción. Existen evidencias pictóricas de la época de la I Dinastía de faraones mucho antes de Khufu y de sus sucesores- en donde se demuestra conclusivamente que aquellos reyes primitivos ya conocían las maravillas de Gizeh. Podemos ver con toda claridad a la Esfinge, tanto en las representaciones del viaje del rey a la Otra Vida (Fig.  a) como en la escena de su investidura a manos de los «Antiguos» que llegaron a Egipto en barco (Fig.  b).


 

También existe como evidencia la conocida tablilla de la victoria del primer faraón, Menes, que representa su enérgica unificación de Egipto. Por una parte, se le ve llevando la corona blanca del Alto Egipto, derrotando a sus jefes y conquistando sus ciudades. Por la otra, la tablilla le muestra (Fig. 2 a) con la corona roja del Bajo Egipto, avanzando por sus regiones y decapitando a sus jefes.

 

A la derecha de su cabeza, el artista escribió el epíteto «Nar-Mer» al que se hizo acreedor el rey; a la izquierda, la tablilla representa la estructura más importante de los territorios recién conquistados: la pirámide (Fig.2 b).

Fig.2
 

Todos los expertos coinciden en que la tablilla representa realmente los lugares, las fortificaciones y los enemigos con que se encontró Menes en su campaña de unificación del Alto y el Bajo Egipto; sin embargo, el símbolo de la pirámide es el único que parece haber escapado a tan cuidadosa interpretación. Este símbolo, como todos los demás de la tablilla, se dibujó e incluyó de forma tan prominente en la parte del Bajo Egipto porque esa estructura ya existía en aquellos tiempos.
Todo el complejo de Gizeh -pirámides y Esfinge- existía ya, por tanto, cuando se estableció la realeza en Egipto; sus constructores no fueron ni pudieron haber sido los faraones de la VI Dinastía.

El resto de pirámides de Egipto -más pequeñas y primitivas en comparación con éstas, algunas cayeron incluso antes de ser acabadas, todas desmoronadas- sí que fueron construidas por varios faraones; pero no como tumbas, ni como cenotafios (monumentales tumbas simbólicas), sino como una emulación de los dioses como relejo de las estrellas del cielo en torno a la constelaciión de Orion. Pues en la antigüedad se sostenía y se creía que las pirámides de Gizeh y la Esfinge que las acompaña señalaban el camino hacia la Escalera al Cielo -el Espaciopuerto-, que se encontraba en la península del Sinaí.

 

Al construir pirámides para poder viajar a la Otra Vida, los faraones las adornaban con los símbolos correspondientes, con ilustraciones del viaje, y en varios casos cubrieron las paredes también con citas de El Libro de los Muertos. Las tres pirámides de Gizeh, únicas tanto por su construcción exterior e interior, así como por su tamaño e increíble conservación, se diferenciaban también en que en su interior no había ningún tipo de inscripción ni de decoración. Son estructuras austeras y funcionales que se elevan en la llanura como balizas gemelas, no para servir a los hombres sino a aquéllos «Que Del Cielo a la Tierra Vinieron».

La primera de las pirámides de Gizeh en ser construida fue la tercera, para servir de modelo a escala. Y, después, conservando la preferencia por los puntos focales con dos picos, se erigieron las dos pirámides grandes. Aunque la segunda pirámide es más pequeña que la Gran Pirámide, parece ser de la misma altura; esto se debe a que se construyó sobre un terreno algo más elevado, de modo que, para que alcanzara la misma altura, no tenía que ser tan grande como la primera. Actualmente su dimensiones son aceptadas como fratales de las correspodientes a la estrellas del cinturon de la constelación de Orión....

Aparte de su incomparable tamaño, la Gran Pirámide es única también en que, además del pasadizo descendente que hay en las otras pirámides, tiene un singular pasadizo ascendente, un corredor nivelado, dos cámaras superiores y una serie de compartimentos estrechos (Fig. 3). A la cámara más alta se llega a través de una gran galería increíblemente elaborada y de una antecámara que se podía sellar tirando de una cuerda.

Fig. 3

 

La cámara superior albergaba -y todavía alberga- un inusual bloque de piedra vaciado que resuena como una campana, y que para cuya elaboración se debió utilizar una sorprendente tecnología; por encima de la cámara hay una serie de espacios bajos y estrechos que amplifican la resonancia. ¿Cuál era el propósito de todo aquello?

Hay  muchas similitudes entre los rasgos particulares de la Gran Pirámide y el antediluviano E.KURCasa Que Es Como una Montaña») de Enlil, su zigurat en Nippur. Al igual que la Gran Pirámide, se elevaba en las alturas para dominar la llanura circundante.  En épocas antediluvianas, el Ekur de Nippur albergó el DUR.AN.KI -«Enlace Cielo-Tierra»- y sirvió como Centro de Control de Misiones, equipado con las Tablillas de los Destinos, los paneles de datos orbitales. También albergaba la DIR.GA, una misteriosa «Cámara Oscura» cuya «radiación» dirigía a la lanzadera para que aterrizara en Sippar.

Pero todo aquello -todos los misterios y funciones del Ekur descrito en el relato de Zu- fue antes del Diluvio. Cuando se volvió a habitar Mesopotamia y se reconstruyó Nippur, la morada de Enlil y Ninlil fue un gran templo rodeado de patios, con puertas a través de las cuales podían entrar los adoradores. Ya no había ningún territorio prohibido; tanto las funciones relacionadas con el espacio como el mismo espaciopuerto se habían llevado a alguna otra parte.

Los textos sumerios dicen que el nuevo, misterioso y sobrecogedor Ekur, la «Casa Que Es Como una Montaña», se estableció en un lugar distante, bajo la égida de Ninharsag, no de Enlil. Así, el relato épico de un primitivo, aunque postdiluviano, rey sumerio llamado Etana, que fue elevado hasta la Morada Celeste de los anunnaki, afirma que su ascenso comenzó no lejos del nuevo Ekur, en el «Lugar de las Águilas» -es decir, no lejos del espaciopuerto.

 

En el «Libro de Job» acadio titulado Ludlul Bel NimeqiYo Alabo al Señor de las Profundidades») se habla del «irresistible demonio que ha salido del Ekur» en un país «más allá del horizonte, en el Mundo Inferior [África]».

Al no reconocer la inmensa antigüedad de las pirámides de Gizeh o la identidad de sus verdaderos constructores, los expertos se han quedado desconcertados por la aparente referencia a un Ekur lejos de Sumer. De hecho, si se siguen las interpretaciones aceptadas de los textos mesopotámicos, nadie llegó a saber en Mesopotamia de la existencia de las pirámides egipcias. Ninguno de los reyes mesopotámicos que invadió Egipto, ninguno de los mercaderes que comerciaban con él, ninguno de los emisarios que fueron allí enviados, nadie habla de estos colosales monumentos... ¿Cómo es posible?

Los monumentos de Gizeh sí que eran conocidos en Sumer y en AcadLa Gran Pirámide era el Ekur postdiluviano, del cual los textos mesopotámicos hablan largo y tendido...... en los antiguos dibujos mesopotámicos se representaron las pirámides tanto durante su construcción como una vez terminadas! ..... Se parecían las pirámides mesopotámicas -los zigurats o torres escalonadas . Pero, en algunas de las más arcaicas representaciones sumerias, nos encontramos con unas estructuras completamente diferentes.

Fig. 4

Fig. 5
 

En unas (Fig. 4) podemos ver la construcción de una estructura de base cuadrada y lados triangulares, una pirámide de lados lisos. En otras representaciones se ve la pirámide terminada , con el símbolo de la serpiente, detalle que la ubica claramente en el territorio de Enki.   Y aún en otra (Fig. 5) se dota de alas a la pirámide terminada, para indicar su función, relativa al espacio. Esta representación, de la que se han encontrado varias, muestra a la pirámide junto con otros rasgos sorprendentemente precisos: una Esfinge agazapada de cara al Lugar de los Juncos; otra Esfinge al otro lado del Lago de los Juncos, dando soporte a la sugerencia de los textos egipcios de que había otra Esfinge encarada en la península del Sinaí.

 

Tanto la pirámide como la Esfinge cercana están situadas junto a un río, al igual que el complejo de Gizeh, que está situado junto al Nilo. Y más allá de todo esto se ve una masa de agua sobre la cual navegan dioses con cuernos, lo mismo que sostenían los egipcios al afirmar que sus dioses habían venido del sur, a través del Mar Rojo.

Fig. 6
 

La sorprendente similitud entre esta arcaica representación sumeria y otra arcaica representación egipcia  ofrece evidencias convincentes acerca de un conocimiento común, tanto en Egipto como en Sumer, de la existencia de las pirámides y la Esfinge. Incluso en los menores detalles, como el de la pendiente concreta de la Gran Pirámide -52o-, la representación sumeria parece ser precisa.

Así pues, la inevitable conclusión es que en Mesopotamia sí que se sabía de la existencia de la Gran Pirámide, por ningún otro motivo más que porque la habían construido los mismos anunnaki que construyeran el Ekur original de Nippur; y, del mismo modo y con toda la lógica del mundo, también le llamaron E.KUR -«Casa Que Es Como una Montaña».

 

Al igual que su predecesora, la Gran Pirámide de Gizeh tenía unas misteriosas cámaras oscuras y estaba equipada con instrumentos que dirigían a la lanzadera hasta el espaciopuerto postdiluviano del Sinaí. Y, para asegurarse de su neutralidad, la Pirámide se puso bajo el patronazgo de Ninharsag.

Esto da  significado al de otro modo enigmático poema que exalta a Ninharsag como señora de la «Casa Con un Pico Puntiagudo» -una pirámide:

Casa brillante y oscura del Cielo y la Tierra,
para las naves voladoras reunir;
E.KUR, Casa de los Dioses con pico puntiagudo;
para Cielo-a-Tierra está sumamente equipada.

Casa cuyo interior resplandece con la rojiza Luz del Cielo,
pulsando un rayo que llega a todas partes;
Tan pavoroso que toca la carne.

Pavoroso zigurat, noble montaña de montañas-
Tu creación es grande y noble,
los hombres no pueden comprenderla.

La función de esta «Casa de los Dioses Con Pico Puntiagudo» queda clara más tarde: era una «Casa de Equipamiento» que servía para «bajar a descansar» a los astronautas «que ven y orbitan», un «gran punto de referencia para los nobles Shems» (las «cámaras celestes»):

Casa de Equipamiento, noble Casa de la Eternidad:
sus cimientos son piedras [que llegan] al agua;
su gran circunferencia se marca en la arcilla.

Casa cuyas partes se han entretejido con habilidad;
casa cuyo correcto aullido
a los Grandes-Que-Ven-y-Orbitan baja a descansar...

Casa que es un gran punto de referencia para los nobles Shem;
montaña por la cual asciende Utu.

[Casa] a cuyos profundos interiores los hombres no pueden penetrar...
Anu la ha magnificado.

El texto pasa después a describir las diversas partes de la estructura:

  • sus cimientos, «que están pavorosamente revestidos»
  • su entrada, que se abre y se cierra como una boca, «resplandeciendo con una mortecina luz verde»
  • el umbral («como la gran boca de un dragón, abierta a la espera»)
  • las jambas de la puerta («como los filos de un puñal que mantiene lejos al enemigo»)

Su cámara interior es «como una vulva», custodiada por «puñales que se arrojan desde la aurora hasta el crepúsculo»; su «efusión» -lo que emite- «es como un león que nadie se atreve a atacar».  Después se describe una galería ascendente:

«Su bóveda es como un arcoiris, la oscuridad termina allí; en un estremecimiento envuelta; sus junturas son como un buitre con las garras listas para cerrarse».

Allí, al final de la galería, está «la entrada a la cima de la Montaña»; «al enemigo no está abierta; sólo a Los Que Viven, para ellos está abierta». Tres mecanismos de cierre -«el cerrojo, la barra y el pasador... deslizándose en un lugar aterrador»- protegen el acceso a la cámara superior, desde la cual el Ekur «inspecciona Cielo y Tierra, una red extiende».

Éstos son detalles que sorprenden por su precisión, cuando se leen en conjunción con lo que ahora sabemos acerca de las entrañas de la Gran Pirámide. Se entraba a través de una abertura en su cara norte, oculta por una piedra giratoria que, ciertamente, se abría y se cerraba «como una boca».

 

Después, desde una plataforma, se encaraba una abertura que daba a un pasadizo descendente, «como la gran boca de un dragón, abierta a la espera» (Fig. 7 a). La entrada abierta se protegía del peso de la pirámide por encima de ella con un par de enormes bloques de piedra situados en diagonal, «como los filos de un puñal que mantiene lejos al enemigo», mostrando una enigmática piedra tallada en mitad de la entrada (Fig. 7 b).

Fig.7

 

Al poco de entrar por el pasadizo descendente, comenzaba el pasadizo ascendente, que llevaba a un pasillo horizontal a través del cual se podía llegar al corazón de la pirámide, una Cámara de Emisiones interior «como una vulva». 

 

El pasadizo ascendente llevaba también a una majestuosa galería ascendente, laboriosamente construida, cuyos muros se aproximaban capa a capa a medida que se elevaban, dando la sensación de que las junturas de las paredes eran «como un buitre con las garras listas para cerrarse» (Fig.8).

Fig. 8

 

La galería llevaba a la cámara superior, desde la cual una «red» -un campo de fuerza- «inspeccionaba Cielo y Tierra». Se llegaba a ella a través de una antecámara de compleja construcción (Fig. 9), donde ciertamente se instalaron tres mecanismos de cierre, listos para «deslizarse» y «no abrirse al enemigo».

Fig. 9

 

Tras describir el Ekur por dentro y por fuera, el texto laudatorio nos ofrece información acerca de sus funciones y de la localización de la estructura:

En este día la misma Señora habla con verdad;
la Diosa de las Naves Voladoras, la Gran Dama Pura,
entona su alabanza:
«Yo soy la Señora; Anu ha determinado mi destino;
la hija de Anu soy.

Enlil me ha otorgado un gran destino;
su hermana-princesa soy.

Los dioses han puesto en mi mano
los instrumentos de guía de Cielo-Tierra;
madre de las cámaras celestes soy.

Ereshkigal me asignó el lugar-de-apertura
de los instrumentos de guía;
el gran punto de referencia,
la montaña por la que asciende Utu,
me he puesto como estrado».

Si, como hemos concluido, Ninharsag era la neutral Señora de la Pirámide de Gizeh, se tendrá que admitir que también debió ser conocida y reverenciada como diosa en Egipto. Y éste es, ciertamente, el caso; excepto que los egipcios la llamaban Hat-Hor. Los libros de texto nos dicen que este nombre significa «Casa de Horus»; pero esto es correcto sólo superficialmente.

 

La pronunciación de su nombre proviene del jeroglífico Ra , en donde se representa una casa y un halcón, siendo éste último el símbolo de Horus, debido a que podía remontarse en el aire como un halcón. Lo que el nombre de la diosa significaba realmente era:

«Diosa Cuyo Hogar Está Donde los 'Halcones' Están», donde los astronautas tienen su hogar: el espaciopuerto.

Después del Diluvio, este espaciopuerto estaba situado en la península del Sinaí; así pues, el título Hat-Hor, «Hogar de los Halcones», hubiera requerido que la diosa que lo llevara fuera Señora de la península del Sinaí. Y así es como era, de hecho, ya que los egipcios consideraban que la península del Sinaí era el dominio de Hathor.

 

Todas las estelas y los templos que los faraones egipcios erigieron en el Sinaí estaban dedicados exclusivamente a esta diosa. Y, como Ninharsag en sus años de madurez, también a Hathor se le apodaba «La Vaca» y se la representaba con cuernos de vaca. Pero, ¿fue Hathor también Señora de la Gran Pirámide, tal como hemos dicho de Ninharsag? Pues -ya no nos sorprende-, sí que lo era.

Las evidencias nos llegan a través de una inscripción del faraón Khufu (hacia 2600 a.C.) en una estela conmemorativa que erigió en Gizeh, en un templo dedicado a Isis. Conocida como la Estela del Inventario, tanto el monumento como su inscripción dejan claro que la Gran Pirámide (y la Esfinge) ya existían cuando Khufu (Keops) comenzó su reinado. Todo lo que este faraón afirmaba haber construido era el templo de Isis, junto a las ya existentes pirámides y la Esfinge:

¡Viva Horus Mezdau.
Al rey del Alto y el Bajo Egipto, Khufu,
le sea dada vida!

Él fundó la Casa de Isis,
Señora de la Pirámide,
junto a la Casa de la Esfinge.

En su época, por tanto, se consideraba a Isis (esposa de madre de Horus) la «Señora de la Pirámide» . Pero, como deja claro lo que dice a continuación no fue ella la primera señora de la Pirámide:

¡Viva Horus Mezdau.

Al rey del Alto y el Bajo Egipto, Khufu,
le sea dada vida!

Pues su divina madre Isis,
Señora de «La Montaña Occidental de Hathor»
él hizo [esta] inscripción en la estela.

Así pues, la Pirámide no sólo era una «Montaña de Hathor» -la homologa exacta de la sumeria «Casa Que Es Como una Montaña»-, sino que también era su montaña occidental, dando a entender que debía haber otra oriental. Y ésta era -lo sabemos por fuentes sumerias- el Har-Sag, el pico más alto de la península del Sinaí.

A pesar de la rivalidad y de los recelos entre las dos dinastías divinas, existen pocas dudas acerca de que el verdadero trabajo de construcción del espaciopuerto y de las instalaciones de control y guía recayeron en manos de Enki y de sus descendientes.

 

Ninurta demostró ser capaz de llevar a cabo obras de represa y de irrigación; Utu/ Shamash sabía cómo comandar y operar las instalaciones de aterrizaje y despegue; pero sólo Enki, el maestro ingeniero y científico que había pasado por todo esto con anterioridad, tenía los conocimientos y la experiencia precisos para planificar las ingentes obras de construcción y para supervisar su ejecución.

No existe ni el más mínimo atisbo en los textos sumerios que dé a entender que Ninurta o Utu tuvieran algo que ver con la planificación o realización de obras de construcción relacionadas con el espacio. Cuando, tiempo después, Ninurta le pidió a un rey sumerio que le construyera un zigurat con un recinto especial para su Pájaro Divino, fue otro dios, que acompañaba a Ninurta, el que le dio al rey los planos arquitectónicos y las instrucciones de construcción. Por otra parte, en varios textos se dice que Enki había transmitido a su hijo Marduk el conocimiento científico del que estaba en posesión.

 

Los textos hablan de una conversación entre padre e hijo, que tuvo lugar cuando Marduk fue a su padre con una difícil pregunta:

Enki le respondió a su hijo Marduk:
«Hijo mío, ¿qué no sabes?
¿Qué más puedo darte? Marduk,
¿qué es lo que no sabes?
¿Qué más te puedo dar?
¡Todo lo que yo sé, tú lo sabes!».

Dadas las similitudes entre Ptah y Enki por una parte, y entre Marduk y Ra por otra, no nos debería de sorprender en absoluto que en los textos egipcios se relacione a Ra con las instalaciones espaciales y sus obras de construcción. En esta labor, recibía la ayuda de Shu y de Tefnut, Geb y Nut, y de Toth, el dios de lo mágico.

 

La Esfinge, la «guía divina» que mostraba el camino hacia el este, exactamente a lo largo del paralelo 30, tenía los rasgos de Hor-Akhti («Halcón del Horizonte») -el epíteto de Ra. Una estela erigida cerca de la Esfinge en tiempos faraónicos lleva una inscripción que indica directamente a Ra como el ingeniero («Extendedor de la Cuerda») que construyó el «Lugar Protegido» en el «Desierto Sagrado», desde el cual podía «ascender bellamente» y «atravesar los cielos»:

Tú extendiste las cuerdas para el plano,
tú diste forma a las tierras...
Tú hiciste secreto el Mundo Inferior...
Tú te has construido un lugar protegido
en el desierto sagrado, con nombre oculto.

Tú ascendiste por el día enfrentándoles...
Te elevas bellamente...
Cruzas el cielo con un buen viento...
Atraviesas el cielo en la barca celestial...

El cielo está jubiloso,
la Tierra grita de alegría.

La tripulación de Ra ensalza cada día;
él emerge en triunfo.

Los textos egipcios afirman que Shu y Tefnut ayudaron a Ra en sus ingentes obras relacionadas con el espacio, «sosteniendo los cielos sobre la Tierra». El hijo de ambos, Geb, cuyo nombre proviene de la raíz gbb «amontonar, apilar»-, se entregó, según los expertos, a obras que tendrían que ver con eso, apilar; un sugerente indicio de que pudo ser él el encargado de la construcción de las pirámides.

En un relato egipcio acerca del faraón Khufu y de sus tres hijos se revela que, en aquellos días, los planos secretos de la Gran Pirámide estaban custodiados por el dios al que los egipcios llamaban Toth, dios de la astronomía, las matemáticas, la geometría y la medición terrestre. Se recordará que una característica única de la Gran Pirámide es la de sus pasadizos y cámaras superiores.

 

Sin embargo, debido a que estos pasadizos estaban sellados  justo donde se bifurcan del pasadizo descendente, todos los faraones que intentaron emular las pirámides de Gizeh construyeron sólo cámaras inferiores, siendo incapaces de imitar las cámaras superiores por falta de conocimientos arquitectónicos precisos o, con el tiempo, simplemente porque no sabían de su existencia.

 

Pero parece ser que Khufu sí que conocía la existencia de estas dos cámaras secretas del interior de la Gran Pirámide, y a punto estuvo de descubrir sus planos de construcción, pues se le dijo dónde los tenía ocultos el dios Toth.

En un relato que aparece en el llamado Papiro Westcar, titulado «Relatos de los Magos», se dice que «un día, cuando el rey Khufu reinaba sobre toda la tierra», llamó a sus tres hijos y les pidió que le contaran historias de los «hechos de los magos» de antaño. El primero en hablar fue el «hijo real Khafra», que relató,

«una leyenda de los días de tu [por Khufu] antepasado Nebka... de lo que sucedió cuando entró en el templo de Ptah».

Era el relato de cómo un mago le había devuelto la vida a un cocodrilo muerto. Después, el hijo real Bau-ef-Ra contó un milagro de los tiempos de un antepasado de Khufu aún más antiguo, en el cual un mago abrió las aguas de un lago, con el fin de recuperar una joya de su fondo; «y luego el mago habló y utilizó sus palabras mágicas y devolvió las aguas del lago a su lugar».

Un tanto cínico, el tercer hijo, Hor-De-Def, se levantó y dijo:

«Hemos oído hablar de magos del pasado y de sus proezas, cuya verdad no podemos verificar. Sin embargo, yo sé de cosas hechas en nuestros tiempos».

El faraón Khufu le preguntó de qué se trataba, y Hor-De-Def respondió que conocía a un hombre llamado Dedi que sabía cómo devolverle la cabeza a un decapitado y cómo domesticar a un león, así como también conocía «los números Pdut de las cámaras de Toth».

Al escuchar esto, Khufu sintió una profunda curiosidad, pues él había intentado encontrar el «secreto de las Cámaras de Toth» en la Gran Pirámide (¡ya selladas y ocultas en tiempos de Khufu!). Así pues, dio orden para que encontraran y trajeran al sabio Dedi desde su morada, en una isla en la punta de la península del Sinaí.

Cuando llevaron a Dedi ante el faraón, Khufu puso a prueba antes que nada sus poderes mágicos, como devolverles la vida a un ganso, a un pájaro y a un buey, a los que les habían cortado las cabezas. Más tarde, Khufu preguntó: «¿Es cierto lo que se dice de que conoces los números Pdut para las Iput de Toth?» Y Dedi respondió".

«No conozco los números, Oh rey, pero conozco el lugar donde están los Pdut».

Los egiptólogos en general están de acuerdo en que Iput expresaba el significado de «cámaras secretas del santuario primitivo» y que Pdut significaba «diseños, planos con números».

Como respuesta a Khufu, el mago (de quien se dice que tenía ciento diez años) dijo:

«No conozco la información de los diseños, Oh rey, pero sé dónde ocultó Toth los planos-con-números».

Y respondiendo a otras preguntas, dijo:

«Hay una caja de amoladera en la cámara sagrada llamada la Sala de Mapas en Heliópolis; están en esa caja».

Emocionado, Khufu dio orden a Dedi para que fuera a buscar la caja para él. Pero Dedi respondió que ni él ni Khufu podrían hacerse con ella, pues era un futuro descendiente de Khufu el que estaba destinado a encontrarla. Eso, dijo, es lo que había decretado Ra. Claudicando ante la voluntad del dios, Khufu terminaría, como ya vimos, construyendo solamente un templo dedicado a la Señora de la Pirámide.

El círculo de evidencias se completa así. Los textos sumerios y los egipcios se confirman entre sí, y confirman nuestras conclusiones: la misma diosa neutral fue la señora del pico más alto del Sinaí y de la montaña artificial erigida en Egipto, puntos de anclaje del corredor de aterrizaje.

Pero la intención de los anunnaki de conservar neutrales la península del Sinaí y sus instalaciones no duraría demasiado. La rivalidad y el amor se combinaron trágicamente para dar al traste con lo establecido, y la dividida Tierra no tardó en verse involucrada en las Guerras de la Pirámide.


menfis



SupersticiónLa palabra "superstición" tiene una connotación peyorativa – las creencias supersticiosas son normalmente consideradas como estúpidas e irracionales. La gente que a menudo se ve envuelta en un comportamiento supersticioso responde con una sonrisa ligeramente avergonzada, pretendiendo que no se lo toman en serio aunque se sienten obligados a realizar su ritual de la suerte.

Todo esto es apropiado, en mi opinión, dado que las supersticiones son creencias mágicas. Las investigaciones también han demostrado que están motivadas psicológicamente – una forma de tratar con cierto sentido de carencia de control. El ritual mágico nos da un falso sentido de control sobre los eventos (si visto mi camiseta de la suerte, mi equipo ganará). De hecho, una investigación de Whitson y Galinsky demuestra que sentir una carencia de control incrementa la percepción de patrones incluso en áreas no relacionadas:

Los participantes que carecían de control era más probable que percibieran una variedad de patrones ilusorios, incluyendo ver imágenes en el ruido, formar correlaciones ilusorias en la información del mercado de valores, percibir conspiraciones y desarrollar supersticiones.

Un estudio de 2006 por parte de Perkins y Allen demuestra que la gente con un historial de abusos físicos infantiles es más probable que crea en lo paranormal, especialmente aquellas creencias que proporcionan un sentido de control, como la PES y la brujería. La motivación para las supersticiones parece ser predominantemente el control. El proceso es hiperactivo en reconocimiento de patrones y detección de agentes. Vemos patrones que no están allí y los atribuimos a agentes invisibles para explicarlos. En su nivel más simple, esto puede simplemente asumir una causa y efecto para dos eventos no relacionados, como vestir cierta camiseta y el resultado de una competición deportiva. Alguna gente adopta la idea de que hay algún poder místico en el universo que conecta estos dos eventos.

Recientes estudios realizados por Damisch et. al. muestran, sin embargo, otro aspecto de la superstición – un efecto potencialmente beneficioso. Los investigadores observaron el rendimiento en tareas y la realización de supersticiones rituales, como cruzar los dedos. Lo que encontraron:

"Activar una superstición aumenta la confianza de los participantes en dominar las tareas que le esperan, lo cual, a su vez, mejora el rendimiento".

También encontraron que este efecto de mayor rendimiento se explicaba en parte por una mejora en la "evaluación de la auto-eficacia" y en parte por un aumento en la persistencia de tareas. Los sujetos tenían más confianza y pasaban más tiempo en la tarea. De ser cierto, esto podría indicar que las creencias en las supersticiones pueden proporcionar una ventaja selectiva específica, y no ser sólo un efecto colateral de nuestra formación psicológica.

Para hacer las cosas aún más interesantes, otras investigaciones indican una pequeña tendencia en las creencias supersticiosas a correlarse con una menor evaluación de la auto-eficacia. Por lo que la gente supersticiosa puede tener una menor confianza en la línea base. Pero, ¿cuál es la causa y efecto? ¿Las supersticiones surgen en la gente con baja confianza como mecanismo compensatorio, o creer en supersticiones provoca menos confianza – tal vez una entrega del control al agente mágico? Ambas direcciones de causa podrían estar en funcionamiento en un efecto de auto-refuerzo.

Descripción de la emigración, narrada mucho tiempo después

El relato de los mayas se inicia en el mar. Un hecho extraordinario, que creemos fue la caida del asteroide Chaco, había diezmado la región y nublado los cielos, de modo que los sobrevivientes emprenden la emigración "enterrando el pasado".

He aquí el relato de cómo todo estaba en suspenso, todo tranquilo, todo inmóvil, todo apacible, todo silencioso, todo vacío, en el cielo, en la tierra. He aquí la primera historia,la primera descripción. No había un solo hombre, un solo animal, pájaro, pez, cangrejo,madera, piedra, caverna, barranca, hierba, selva. Sólo el cielo existía. La faz de la tierra no aparecía; solo existían la mar limitada, todo el espacio del cielo. No había nada reunido, junto. Todo era invisible, todo estaba inmóvil en el cielo. No existía nada edificado. Solamente el agua limitada, solamente la mar tranquila, sola, limitada. Nada existía. Solamente la inmovilidad, el silencio, en las tinieblas, en la noche. Solo los Constructores, los Formadores, los Dominadores, los Poderosos del Cielo, los Procreadores, los Engendradores, estaban sobre el agua, luz esparcida. [Sus símbolos]estaban envueltos en las plumas, las verdes; sus nombres [gráficos] eran, pues,Serpientes Emplumadas. Son grandes sabios. Así es el cielo, [así] son también los Espíritus del Cielo; tales son, cuéntase, los nombres de los dioses.

Por tanto, aunque realizar rituales supersticiosos pueden temporalmente mejorar nuestra confianza y, por tanto, rendimiento, no tener creencias supersticiosas también está asociado con una mayor confianza. Estos efectos no han sido estudiados juntos, no obstante, y sería muy interesante una investigación posterior comparando varios grupos.

El texto de Paraíba

La Piedra de Paraíba, actualmente la ciudad se llama Joao Pessoa y es capital del Estado de Paría, al sur del Cabo San Roque, en Brasil. Está escrito en sidonio antiguo de fines del siglo VI a.J.C., hace unos 2.580 años.
"Somos hijos de Canaán, de la ciudad de Sidón. El reino se dedica al comercio. Estamos varados en esta costa montañosa lejana y queremos sacrificar ante los dioses y las diosas. En el año 19 del reinado de Irma, hemos zarpado de Ezlon Geber por el Mar Rojo, con diez barcos. Hemos navegado ya dos años y hemos circunnavegado esta tierra, tanto caliente como lejana de las manos de Baal y hemos llegado aquí doce hombres y tres mujeres, porque en otra costa diez de ellas han muerto, porque habían pecado. Que los dioses y las diosas nos sean favorables".

Esta relación entre superstición, confianza y rendimiento  recuerda a "El Factor Suerte" de Richard Wiseman. En este libro, describe la investigación que demuestra que la gente que cree que tiene suerte, realmente tienen más "suerte" que la gente que cree que no es afortunada. No obstante – la gente parece crear su propia suerte. Creer en la propia fortuna motiva a la gente a tomar decisiones, evaluar oportunidades y crear el momento para que la buena suerte llegue. Mientras que los "gafes" se condenan a sí mismos no haciendo estas cosas.

Podemos por tanto ver un principio más general – la autoconfianza, incluso si está generada por creencias mágicas, se traduce en mejor "suerte" y rendimiento. Pero es la propia autoconfianza lo que funciona, y ciertamente puede derivarse a partir de fuentes no supersticiosas. Instintivamente  echan para atrás las auto-afirmaciones vacías (como Stewart Smalley), pero la investigación parece indicar que creer en uno mismo realmente se traduce en éxito. Prefiero mejorar mi autoconfianza con el conocimiento y la comprensión. Llámalo auto-afirmación escéptica.

*Saber de nuestro pasado" nos puede ayudar a interpretar nuestro* ***Presente*-**

Mioceno

Se denomina Mioceno al 4º período geológico de la Era Cenozoica. Comenzó hace 23,03 millones de años y terminó hace 5,332 millones de años. En este período continuó la elevación de cordilleras como los Pirineos, los Alpes y el Himalaya.
La erosión favorecida por estas orogénesis originó sedimentos y depósitos de petróleo en zonas que eran cuencas marinas de poca profundidad. La temperatura era más baja que la actual y se originaron las masas de hielo en la Antártida.

Las plantas y los animales del Mioceno eran bastante modernos. Proliferaron las especies de mamíferos, entre ellos el rinoceronte, el gato, el camello y el caballo con las formas primitivas; entre estos están incluidos los grandes simios, que además de África, vivían en Asia y en el sur de Europa.  En los mares, proliferaron ballenas y focas.

Hace 9 millones de años

Durante el Mioceno medio-tardío una transgresión cubrió gran parte del territorio argentino, parte de las costas del Uruguay y del sur del Brasil, y el sur de Bolivia y Paraguay.

Quichua de la época de Tiwanaku.

Reconstrucción del aspecto de los tiwanakenses de cráneo alargado a partir de una cerámica hallada en la isla de Pariti en el lago Titicaca.(desde hace 3.500 hasta el 1250 d.C. en la cuenca del lago Titicaca, por 4.750 años)

Aspecto físico de los hacedores de templos.
El primer rayo de sol del solsticio de invierno en el Hemisferio Sur (21 de junio) pasa a través de la Puerta del Sol de Tiahuanaco.

Cultura Tiwanakota

La cultura Tiwanakota es quizás una de las más maravillosas y enigmáticas que se desarrollaron no sólo en América si no en todo el mundo. La mayoría de los estudios arqueológicos cohinciden en que esta cultura apareció alrededor del año 1.580 a.C., hace 3.590 años, unos 47 años después de la explosión de Thera, hace 3.637 años.  Para su estudio, la historia de Tiwanaku está dividida en tres períodos:
1. Período aldeano
2. Período urbano
3. Período imperial

1. Período Aldeano. Tiwanaku tenía una pequeña aldea con casas de base de piedra y paredes de adobe, techadas a dos aguas y un recinto circular adosado. No hay vestigios de arquitectura religiosa ni monumental así como tampoco de clases sociales diferenciadas. Ya desde estas épocas sus habitantes eran los cráneos alargados. Su economía se basó en la agricultura de papa y oca, alimentos que aún hoy se consumen en gran cantidad, así como la domesticación y cría de llamas cuya lana servía para vestido y la exquisita carne para alimentación. Desarrollaron también el trabajo del cobre, oro y plata. Su cerámica está decorada dobre fondos castaño claro con colores marrón, rojo y blanco
.2. Período Urbano. La grandiosidad de Tiwanaku se manifiesta en este período con la construcción de grandes templos como Kalasasaya, Puma Punku, la gran pirámide de Akapana, el templete Semisubterráneo y otros. Estos templos contienen además magníficas piezas líticas como los monolitos y la famosa "Puerta del Sol" de enigmático significado a pesar de las muchas teorías que se tejen. Todo este conjunto se constituye en un magnífico centro ritual, centro de una gran ciudad y según algunos expertos, centro de peregrinación muy importante en el mundo andino del pasado. Su cerámica consiste fundamentalmente en kerus e inciensarios (vasos) finamente pulimentados decorados con figuras estilizadas y utilizan colores ocre, rojo, negro y blanco sobre fondo castaño. Tienen adornos de cabezas de llamas y pumas, y posteriormente aparecen los huacoretratos. Los expertos cohinciden en que el desarrollo de Tiwanaku estuvo basado en la agricultura, a través de "Sukakollus". Se trata de una serie de plataformas a través de las cuales corre agua, pero con una inclinación suficiente como para que genere la acumulación de materia orgánica que serve como fetilizante. Al mismo tiempo, el agua actúa como termoregulador protegiendo los cultivos de las bajas temperaturas nocturnas y las heledas típicas del altiplano. Llegó a tener unas 100.000 personas, siendo una urbe densamente poblada para su época.
3. Período Imperial. Se trató de una expansión geopolítica sobre enclaves preexistentes, debido al dominio del bronce, lo cual otorgó mayor poderío militar. El imperio se expandió desde el norte de Chile (San Pedro de Atacama) y Argentina, los valles de Cochabamaba, el ámbito andino boliviano, hasta las inmediaciones de Huari cerca de Ayacucho (Perú), pasando su influencia a la costa peruana. Es en esta época que se inicia su decadencia. La teoría más aceptada para su colapso, es un cambio climático, una sequía prolongada que afectó el sistema agrícola, base de su economía, y que terminó por destruir el imperio.

Dioses del mar

Para muchos pueblos antiguos de la costa peruana, sus Dioses salían siempre del mar y algunos volvían a él.
Eran siempre personajes poderosos llenos de gran majestad.

El poblamiento de América/Abya Ayala


HITOS del viaje migratorio
  • 200 mil años atrás: Es la fecha en que habrían aparecido los primeros asentamientos de Homo Sapiens en el mundo, en el continente africano.
  • 60 mil años atrás: Un grupo de humanos que vivía en África abandonaron el continente por primera vez para poblar el planeta. Los humanos modernos desciende de ese grupo.
  • 55 mil a 50 mil años atrás: Grupos humanos provenientes de Asia Central y Siberia llevaron a América por el paso de Beringia para esparcirse por América.
  • 35 mil a 30 mil años : El deshielo de Bering ia aisló a un grupo en América del Norte de sus ancestros de Asia. De este grupo viene el linaje principal de los sudamericanos.
  • Cuatro hitos clave
    • En la cueva de Qafzeh, Isarel, se encontraron vestigios de Homo Sapiens y Nearthendal que revelan que ambos convivieron en ese lugar.
    • M89 es el primer marcador no africano que aparece en este mismo continente en esta ruta genética trazada por el proyecto Genográfico.
    • M2 17 es el marcador genético de los mongoles, encontrado en Asia y en América, sobretodo en Norteamérica.
    • Hace 60 mil a 65 mil años atrás se produjo un puente terrestre entre Indonesia y Australia que está expresado en los genes de su población.
  • El Haplogrupo A se originó en el Mar Caspio y se difundió por el oriente de Asia, Siberia y las Américas y es muy frecuente entre los Inuit, Na Dene, Sioux, Aztecas, Mayas, Taínos y Chibchas.
  • El haplogrupo B llegó hasta la Polinesia, Indonesia, Taiwán, Filipinas y América, donde pudo haber llegado por la Corriente marina negra que bordea el océano Pacífico Norte, ya que no se ha encontrado en el Norte de Siberia ni en Alaska ni en Canadá.
  • Asia central es considerada también el origen del haplogrupo C, en tanto se estima que D surgió en Asia oriental. Portadores de C y D llegaron hasta Siberia y desde allí pasaron a América. La predominancia de estos haplogrupos en el extremo sur de América es una prueba de que llegaron con los primeros pobladores del continente (paleoamericanos).

Parque Nacional da Serra da Capivara. El sitio de Toca do Boqueirão da Pedra Furada (Brasil), tiene dataciones que lo sitúan entre los más antiguos asentamientos humanos de América.

Las primeras dataciones realizadas con C14 sitúan la ocupación humana del lugar entre 48.000 y 32.000 años BP (antes del presente). Reiterados análisis posteriores han confirmado la antigüedad. Los niveles mejor estudiados están datados entre 32.160 ± 1.000 años BP y 17.000 ± 400 años BP.

En las representaciones de arte rupestre del abrigo se identifican propulsores y dardos, pero no hay constancia de arcos ni flechas.  Se establecieron 15 niveles de ocupación, que agrupa en tres fases culturales:

1. Pedra Furada, que comprende los vestigios más antiguos;
2. Serra Talhada, desde 12.000 hasta 7.000 años BP;
3. Agreste, que corresponde a los restos datados con fechas posteriores.

Pedra Furada se suma a los descubrimientos de Monte Verde (Puerto Montt, Chile), Piedra Museo (Santa Cruz, Argentina, Santa Cruz) y Topper (California, EUA) que rompen con la teoría del poblamiento tardío del continente americano y plantean una fecha de llegada entre 25.000 y 50.000 años BP, al mismo tiempo que modifica las teorías sobre las rutas de entrada y difusión por el continente.

Paracas es un viento

En la costa Sur de Perú, cerca de Pisco, hay un desierto: El desierto de Ica. Alli todo parece transcurrir en paz y lo único que parece atentar a ese equilibrio es un poderoso vendaval de arena, el "viento Paracas".

El "Paracas" es un viento marino que se presenta generalmente por las tardes, en los meses de agosto, septiembre y octubre; sopla enloquecedoramente y sin cesar de Oeste a Este, a una velocidad aproximada de 40 km/hora, durante períodos de dos a seis días seguidos, levantando nubes de polvo y arena, calmando solamente al anochecer.

Las Islas Ballestas son un grupo de pequeñas islas cerca de la ciudad de Pisco, en el Perú.  Navegando hacia las Islas Ballestas, en el camino se puede apreciar El Candelabro que es un geoglifo de grandes dimensiones que sirve de faro a los navegantes. Este Candelabro está relacionado con las Líneas y geoglifos de Nazca y de Pampas de Jumana.

http://3.bp.blogspot.com/_TIQdU8q_Tso/S_LmLYtxCqI/AAAAAAAAFLw/zFBEDVvaxkg/s1600/Tahuantinsuyu.gif
En el desierto de Ica, como en toda la costa peruana, no llueve casi nunca. Pero esa zona, en concreto, es la región más árida del Perú. La única humedad que alcanza a sus arenales es el vahear marino de la garúa, que ni siquiera propicia una vegetación rala.
El cauce del río Ica permanece sin agua prácticamente todo el año; sólo en los meses de enero, febrero y marzo llueve en la sierra y deja correr agua por su lecho hasta llegar al tablazo donde es absorbido por la tierra poco antes de alcanzar el Océano Pacífico.

Preincas


La vegetación solo se manifiesta en el cauce del río y en las quebradas secas, debido a las aguas subterráneas que en ciertas zonas afloran formando lagunas que se convierten en oasis, dando vida a palmerales, huarangos y otros arbustos.
En ese tablado inhóspito, donde la geografía y las condiciones atmosféricas no son nada favorables a la vida, se asentó un pueblo laborioso que llegó a dominar su entorno natural y que conocemos como Cultura Paracas.

La dinastía del Señor de Sipán

Esta cultura perdura por 675 años.


"Estos de Lambayeque y sus alrededores afirman que en época muy remota vino de la parte del norte del Perú una flota de balsas. El Jefe de estos extranjeros se llamaba NAYMLAP; era hombre de una gran valentía y de gran talento. Su esposa se llamaba CETERNI. Además traía en su compañía un gran número de concubinas. Naymlap desembarcó con todo su acompañamiento en la desembocadura del río FAQUISLLANGA; allí abandonaron sus balsas, avecindándose en el país, construyendo a media legua de dicho lugar un templo, al cual nombraron CHOT, en el que colocaron un ídolo que había traído consigo y que representaba la imagen de su jefe. Era hecho de una piedra verde y se llamaba LLAMPALLEC, lo que quiere decir figura o estatua de Naymlap.

Este Príncipe murió después de un largo reinado y dejó un gran número de hijos. Para hacer creer a su pueblo que era inmortal, se esparció la voz que por su propio poder se había dado alas elevándose al cielo. Solamente sus hijos nacidos en el país fueron los únicos que se quedaron allí.  CIUM, sucesor de Naymlap, se casó con una joven llamada SOLZDOÑI, y tuvo en ella y en algunas concubinas, doce hijos, de cada uno de los cuales quedó una descendencia numerosa. Después de un largo reinado se encerró en un subterráneo, donde se dejó morir de hambre, con el fin de ocultar su muerte al pueblo y conservar la creencia de que su raza era inmortal.

FEMPEYEC fue el último príncipe de la dinastía. Él quiso cambiar de sitio al ídolo de Naymlap, colocado en Chot, pero este proyecto le causó la desgracia. Se le pareció el demonio bajo la forma de una bella joven, tratando de seducirle, pero apenas había consumado su crimen comenzó a llover, hecho que jamás se había visto en los llanos. Aquel diluvio duró 30 días y fue seguido de un año de esterilidad y de hambruna. Los sacerdotes y jefes que tuvieron conocimiento de su pecado lo consideraron como la causa de este desastre; se incautaron de su persona y lo arrojaron al mar, atado de pie y manos.

Cuando los mochicas sucumbieron, tal vez por causa de un episodio del Niño, los continúa la cultura Lambayeque, el Señor de Sicán. Ellos perfeccionaron la tecnología mochica.

El Señor de Sipán, y su antecesor, son los fundadores de la cultura Mochica. Gobernó entre los siglos II y III de nuestra era.
Representaba el poder divino sobre la tierra y su investidura reunía una autoridad triple sobre todo sus súbditos: militar, religiosa y civil, lo cual lo convertía en super poderoso.  Fue enterrado en un sarcófago de madera. En su atuendo se encontraron numerosas piezas de oro y plata de exquisita belleza artística, adornadas con otras piedras preciosas como turquesas. También había entre los adornos conchas espondilus, provenientes de Ecuador.

La cultura Mochica es contemporánea con el Imperio Romano. La cultura mochica, o moche, o incluso proto-chimú o muchik, era una sociedad avanzada capaz de canalizar las aguas y desarrollar un complejo sistema de riego para sus tierras. Crearon acueductos, terrazas, depósitos y todo un complejo sistema encaminado a llevar las aguas hasta sus tierras, pues su sustento básico era la agricultura. Llegaron a utilizar fertilizantes animales y cultivaron esencialmente el maíz, además del fríjol, la mandioca, la calabaza o chirimoya.

Su núcleo principal se asentó en el valle del río Moche, donde se construyó una ciudad sagrada que fue sede del gobierno mochica. Sus principales restos son las Huacas del Sol y de la Luna, auténticos palacios de los señores mochicas, que eran los gobernantes, los que tenían un poder absoluto y de transmisión dinástica. Era tal la fuerza que tenía la religión en esta sociedad que los sacerdotes jugaban un papel importantísimo en el gobierno del pueblo, hasta el punto de considerarse a la sociedad moche como teocrática.
Como la cultura chimú, y por ende los fondeaderos de Chan Chan, se desarrollaron sobre los restos de la cultura Mochica -100 a 750 BP- no es posible determinar la antiguedad de los fondeaderos.

Fondeaderos de Chan Chan

En estas playas sudamericanas existen grandes embarcaderos que se pueden apreciar desde el aire en toda su magnitud, que penetran al interior de la gran urbe en ruinas llamada "Chan Chan", (cultura mochica hace 3.000 a 2.400 años y cultura chimú hace 900 años). Estos embarcaderos son idénticos a los famosos "cothones" o embarcaderos fenicios tan poco numerosos en el mismo Mediterráneo y de los cuales solo recientemente se han descubierto uno o más en la isla de Motya en Sicilia.  Los grandes cothones de Cattigara o "embarcaderos" de Chan Chan están muy próximos a algunas grandes y enormes canchas amuralladas o "palacios" que componían el centro metropolitano de esa enorme urbe.

El nivel del mar actual es mucho más bajo, comprobando así en forma absoluta la milenaria antigüedad de esas ruinas amuralladas. Max Ibarra Grasso, investigador argentino, venia aclarando su hipótesis del problema de los mediterráneos en el océano Pacífico, pero considerando que habían sido los griegos los que arribaron, dándolo a conocer en su libro titulado: "La repercusión de América en Mapas romanos de Tiempos de Cristo".

Tecnología Mochica

La cultura mochica se inició hace 1.100 años y durante 600 años. La cerámica Moche fue laboriosamente producida. Se usaron como materiales arcillas seleccionadas y desgrasantes, con proporciones de cuarzo y sílice permitiendo así una buena cocción y la conservación de sus colores originales hasta la fecha.Metalurgia Mochica
Los mochica innovaron la tecnología y producción metalúrgica con el uso intensivo del cobre en la fabricación de ornamentos, armas y herramientas. Su más importante proeza fue dorar el cobre con una sofisticada técnica que obtiene los mismos resultados que el sistema electrolítico inventado en Europa recién a fines del siglo XVIII.

Ingeniería hidráulica
Los mochica vencieron al desierto mediante la irrigación artificial desviando el agua con canales provenientes de los ríos que bajan de los Andes. Su ingeniería hidráulica les permitió contar con excedentes agrícolas y una sólida economía que, complementada con los productos del mar, constituyó la base de su portentoso desarrollo.

No se sabe con seguridad cuándo y dónde apareció el bronce auténtico (aleación de cobre y estaño), pero todo parece indicar que se inició en los Andes Centrales, en el valle del Lurín, en torno al año 850 y que su uso se difundió con una extraordinaria rapidez, de modo que antes del año 1000 ya se había desarrollado su tecnología en toda la codrillera, desde Chile hasta Colombia. Desde allí, por vía marítima conectó con la costa occidental de México, donde abundan las minas metalíferas. 

La llamada Zona Intermedia también tiene una antigua tradición en el trabajo de los metales, casi tan antigua como la de los Andes. De hecho, allí se ubican los mayores expertos en aleaciones metálicas de la América precolombina: los muiscas. Estos  mezclaban plata, oro y cobre en diversas proporciones, pero la aleación más exitosa fue llamada «Tumbaga» (de cobre y oro, que añadía resistencia a las joyas, sin perder su apariencia aurea: los muiscas, habitantes de Colombia y Ecuador son también los inventores del moldeo a la cera perdida, en el siglo I de nuestra era (hace 1.900 años).

En las culturas precolombinas de la Baja Mesoamérica destacan los mixtecos, cuyo origen es tan antiguo que se sospecha que ya existían en el período preclásico mesoamericano. Los mixtecos, además de conocedores de las técnicas antes citadas, fueron inventores de otras como la soldadura, la filigrana, el damasquinado, el chapado en oro..., en fín que su orfebrería era equiparable a la del Viejo Mundo. Los mixtecos también eran expertos en la fundición de cobre y conocían el bronce. Numerosos códices ilustran las técnicas de fundición y reducción de estos metales.
Sin embargo, a pesar de ser consumados metalúrgicos, los pueblos precolombinos se dedicaron únicamente en la elaboración de objetos de culto y suntuarios de plata y, sobre todo, oro. Incluso las mazas de guerra, que se fabricaban tanto en piedra como en bronce eran, a menudo, de prestigio. Los cuchillos también solían ser ceremoniales; la tecnología de estas joyas sólo estaba al alcance de las élites. La metalurgia no alcanzó la importancia económica y social del Viejo Mundo y aunque se fabricaron hachas, azadas, mazas, lanzas y otros objetos de bronce, eran más bien raros y no mejoraron sensiblemente la productividad de la mayoría de la sociedad ni la efectividad bélica de sus ejércitos.

Probablemente la cultura Paracas tuvo su centro principal en Peña de Tahajuana, en el valle de Ica, a 300 km al Sur de Lima, en la costa sureña, cuya influencia se extendió desde Cañete por el Norte hasta el valle de Yauca en Arequipa, por el Sur. El ambiente extremadamente seco de la zona, favoreció la extraordinaria conservación de sus restos.


Nueva investigación prueba el origen único de los humanos en África

Una nueva investigación publicada en la revista Nature (19 de julio/2009) ha probado la teoría del origen común de los humanos mediante combinación de estudios de variaciones genéticas globales en los humanos con medidas del cráneo en todo el mundo. La investigación, en la Universidad de Cambridge y patrocinada por el Consejo de Investigación de Ciencias Biológicas y Biotecnológicas, representa el golpe para los que apoyaban la teoría de los múltiples orígenes humanos.

Las teorías en competición sobre los orígenes del humano anatómicamente moderno afirman que los humanos se originaron a partir de un único punto en África y que luego migraron por todo el mundo, o bien que distintas poblaciones evolucionaron independientemente desde el homo erectus al homo sapiens en distintas áreas.

Los investigadores de Cambridge estudiaron la diversidad genética de las poblaciones humanas de todo el mundo y midieron unos 6000 cráneos de colecciones académicas mundiales. Su investigación echa por tierra los últimos argumentos en favor de los orígenes múltiples. Los nuevos hallazgos demuestran que una mayor pérdida en la diversidad genética en África se ve reflejada en una pérdida de variación en los atributos físicos.

El investigador principal, el Dr Andrea Manica del Departamento de Zoología de la universidad explicó: "El origen de los humanos anatómicamente modernos ha sido el centro de un acalorado debate. Nuestra investigación genética demuestra que cuantos más humanos migraron desde África mayor diversidad genética se perdió en la población".

"Sin embargo, algunos han usado datos de los cráneos para argumentar que los humanos modernos se originaron en múltiples puntos de todo el mundo. Hemos combinado nuestros datos genéticos con nuevas medidas de una muestra más amplia de cráneos para demostrar definitivamente que los humanos modernos se originaron en una sola área del África subsahariana".

El equipo de investigación encontró que la diversidad genética decreció cuanto más alejadas de África estaban – un resultado de "cuello de botella" o eventos que temporalmente redujeron las poblaciones de humanos durante la migración. Entonces estudiaron una muestra excepcionalmente grande de cráneos humanos. Tomando un conjunto de medidas de todos los cráneos el equipo demostró que no sólo había las mayores variaciones en las muestras del sureste de África sino que decrecía en la misma proporción que los datos genéticos de los cráneos conforme se alejaba de África.

Para asegurar la validez de las pruebas del origen único los investigadores intentaron usar sus datos para encontrar orígenes humanos modernos no africanos. El investigador Dr Francois Balloux explica: "Para probar la teoría alternativa de los orígenes de los humanos modernos intentamos encontrar un origen no africano alternativo. Encontramos que esto no era posible. Nuestros hallazgos demuestran que los humanos se originaron en un único área del África subsahariana".


El ADN "basura" demuestra ser funcional

En un artículo publicado en Genome Research el 4 de noviembredel 2009,  científicos del Instituto Genoma de Singapur (GIS) informan de que lo que anteriormente se pensaba que era ADN "basura" es uno de los importantes ingredientes que distinguen a los humanos de otras especies.

Más del 50 por ciento del ADN humano ha sido catalogado como "basura" debido a que consiste en copias de secuencias casi idénticas. Una gran fuente de estas repeticiones son los virus que se han insertado a sí mismo a través del genoma en distintas épocas durante la evolución de los mamíferos.

Usando las últimas tecnologías de secuenciación, los investigadores de GIS demostraron que muchos factores de transcripción, las proteínas maestras que controlan la expresión de otros genes, se unen a elementos repetidos específicos. Los investigadores demostraron que entre un 18 y un 33 por ciento de los lugares de unión de cinco factores clave de transcripción con papeles importantes en el cáncer y la biología de células madre están incrustados en familias repetidas distintas.

Con el tiempo evolutivo, estas repeticiones se fueron dispersando entre las distintas especies, creando nuevos lugares regulatorios a través de estos genomas. De esta forma, el conjunto de genes controlados por estos factores de transcripción es probable que difiera significativamente entre especies y que sea una guía principal de la evolución.

Esta investigación también demuestra que estas repeticiones son de todo menos "ADN basura", dado que proporcionan una gran fuente de variabilidad evolutiva y podrían tener la clave de algunas de las importantes diferencias físicas que distinguen a los humanos del resto de especies.

El estudio de GIS también destaca la importancia funcional de partes del genoma que son ricas en secuencias repetitivas.

"Debido a que un gran número de investigaciones biomédicas usan organismos modelo tales como ratones y primates, es importante tener una comprensión detallada de las diferencias entre estos organismos modelo y los humanos para explicar nuestros hallazgos", dijo Guillaume Bourque, Doctor, Director del Grupo GIS, y autor principal del artículo de Genome Research.

"Nuestra investigación implica que estos estudios deben también incluir repetidos, dado que probablemente son la fuente de importantes diferencias entre organismos modelo y humanos", añade el Dr. Bourque. "Cuanto mejor comprendamos las particularidades del genoma humano, mejor comprensión habrá de las enfermedades y sus tratamientos".

"Los hallazgos obtenidos por el Dr. Bourque y sus colegas del GIS son apasionantes y representan lo que puede ser uno de los mayores descubrimientos en la biología de la evolución y regulación genética de la década", dijo Raymond White, Doctor y Distinguido Profesor Rudi Schmid en el Departamento de Neurología en la Universidad de California en San Francisco, y presidente del Panel de Asesoramiento Científico del GIS.

"Hemos sospechado durante algún tiempo que uno de los caminos principales por las que una especie difiere de otra – por ejemplo, por qué las ratas son distintas a los monos – está en la regulación de la expresión de sus genes: dónde están los genes expresados en el cuerpo, cuándo dura su desarrollo y en qué medida responden a los estímulos ambientales", añade.

"Lo que han demostrado los investigadores es que los segmentos de ADN que portan lugares de unión para las proteínas reguladoras pueden, a veces, quedar explosivamente distribuidas hacia nuevos lugares del genoma, alterando posiblemente la actividad de los genes cercanos a su localización. La media de la distribución parece ser una clase de componente genético llamado "elementos transponibles" que son capaces de saltar de un lugar a otro en ciertos momentos de la historia del organismo. Las familias de estos elementos transponibles varían de una especie a otra, dado que se distribuyen los segmentos de ADN a los que se unen las proteínas reguladoras".

El Dr. White también añadió: "Esta hipótesis de la formación de nuevas especies a lo largo de episodios de distribución de familias de secuencias de ADN reguladoras de genes es muy potente ya que nos guiará a un nuevo grupo de experimentos para determinar las relaciones funcionales de estas secuencias de ADN reguladoras con respecto a los genes que están cerca de los lugares de unión. Preveo que conforme aumente nuestro conocimiento de estos eventos, comenzaremos a comprender mucho más sobre cómo y por qué las ratas son tan distintas de los monos, incluso aunque comparten esencialmente los mismos complementos de genes y proteínas".

***


***El Ramayana***


En las paginas del RAMAYANA, el gran poema épico Hindu atribuido el poeta VALMIKI, se encuentran alusiones a asombrosos carros voladores y a extraños elementos a reaccion que habrian sido utilizados en el curso de las guerras entre los reyes de la alta antigüedad asià y Âfrica. En estos vehiculos voladores las personas que se montaban en ellos podian volar hacia los cielos y dirigirse a las estrellas y a mundos lejanos, para luego retornar a la Tierra.

  • Mientras se iban desarrollando estas cosas, Rama, el KAKUTSTHIDA, le dijo a VIBHISHANA: ocupate de procurarme un pronto regreso a mi ciudad. El camino a AYODHYÃ? es muy dificiil de recorrer.

  • A lo que respondia VIBHISHANA: Hijo de monarca de la Tierra, yo cuidaré que te conduzcan a tu ciudad. Hay un carro llamado PUSHPAKA, carro incomparable, resplandeciente como el Sol y que marcha por si mismo. Montado sobre ese carro, seras conducido por él, sin inquietud, hasta AYODHYA.

  • Tras estas palabras VIBHISHANA llama urgentemente al carro parecido al Sol acompañado por su hermano y por ilustre VVIDEHANA, encendida de rubor, el RAGHUIDA, ya montado, le dijo a SUGRIVA: Apresurate a subir en el carro con tus generales, SUGRIVA. Sube también con tus ministros, VIBHISHANA, monarca de los RAKSHSAS.

  • Al instante, SUGRIVA con los reyes de los simios, y VIBHISHANA con sus ministros, llenos de alegria, montaron en el gran carro PUSHPAKA.

  • Cuando todos estuvieron embarcados, Rama ordena al vehiculo que partiese y el incomparable carro de Kurevase se elevÃba hacia el mismo seno de los cielos. El carro volaba como una gran nube empujada por los vientos. Desde alla paseando su mirada por doquier, el guerrero descendiente de RAGHá, dijo a Sita la MITHILIANA, la del rostro bello como el astro de la noche: Mira, ya veo el palacio de mi madre... ¡AYODHYÃ?! ¡Inclinate ante ella, Sita, mi VIDEHANA, hete aqui de regreso!

  • Apenas la muchedumbre, presurosa, les vio llegar como un segundo Sol y con tan rapida marcha, el aire fue rasgado con potentes gritos de alegria, lanzados por ancianos, mujeres y niños. Todos gritaban: ¡Aqui esta Rama!.

BHARATA, pasando de la tristeza a la alegria, se acerca, con las manos juntas y honra a Rama: Sé bien venido, pronuncia, con respeto que le merecia su hermano. Pero éste se apresura a alzarlo, lo apreta contra su pecho y lo estrecha³ entre sus brazos con alegria...



***El SamaranganaSubtrahana***


Este escrito, dedica nada mas y nada menos que 250 versiculos a hablarnos de estas extrañas naves:



***El Mahabarata***

En el MAHABARATA se cuenta la lucha entre dos pueblos; los KAURAVA y los PAUDAVA:


El tamaño del Sol sorprende a los científicos


Un grupo de astrónomos de la Universidad de Hawai ha descubierto que el tamaño del Sol se ha mantenido notablemente constante durante los últimos doce años, una estabilidad que ni siquiera han sido capaces de cambiar las últimas tormentas solares de gran virulencia. En concreto, durante ese tiempo, su diámetro, de alrededor de 1.400.000 kilómetros, se ha modificado en menos de una parte entre un millón.

«Esta constancia es incomprensible, dada la violencia de los cambios que vemos todos los días en la superficie del Sol y las fluctuaciones que se producen durante un ciclo solar de once años», ha explicado el astrónomo Jeff Kuhn, responsable de la investigación y director asociado del Instituto de Astronomía de la Universidad de Hawai (IFA). Para conocer el diámetro del Sol, los científicos utilizaron las observaciones del satélite de la NASA SOHO y pronto repetirán el experimento con mucha más precisión con los datos que proporcione la nueva sonda de la agencia espacial norteamericana, el Solar Dynamics Observatory (SDO), que fue lanzada el pasado 11 de febrero para desentrañar los secretos de astro rey.

El trabajo de Kuhn forma parte de los esfuerzos de científicos de todo el mundo por entender la influencia del Sol sobre el clima de la Tierra. «No podremos predecir el clima hasta que entendamos estos cambios en el Sol», ha asegurado. En las últimas semanas -en la última ocasión, en abril, con más fuerza y de forma totalmente inesperada-, el Sol ha dado muestras de que ha despertado de su letargo. Impresionantes tormentas solares como nunca se habían visto se han repetido provocando la inquietud entre los científicos, ya que las tormentas geomagnéticas pueden influir en sistemas globales del suministro energético o provocar cortes en el trabajo de satélites de navegación y emisiones de radio. Un gran peligro en un mundo absolutamente dependiente de la tecnología.

A medida que el Sol despierta, la NASA mantiene un ojo cauteloso sobre el clima espacial









































Muchas de las tecnologías del siglo 21 son vulnerables a las tormentas solares.

La Tierra y el espacio están a punto de entrar en contacto de una nueva forma en la historia de la humanidad. Para hacer los preparativos, las autoridades en Washington DC celebran su primera reunión: Foro Empresarial del El Clima Espacial en el Club Nacional de Prensa el 8 de junio.

Richard Fisher, jefe de la División Heliofísica de la NASA, explica de qué se trata:

"El sol se está despertando de un profundo sueño, y en los próximos años esperamos ver niveles mucho más altos de actividad solar. Al mismo tiempo, nuestra sociedad tecnológica ha desarrollado una sensibilidad sin precedentes a las tormentas solares. La intersección de estas dos cuestiones es lo que nos vamos a reunir para discutir. "


La Academia Nacional de Ciencias enmarcó el problema hace dos años en un importante informe titulado "severo clima espacial Eventos-Sociedad e impactos económicos." Observó cómo la gente del siglo 21 se basan en sistemas de alta tecnología para los fundamentos de la vida diaria. Redes inteligentes de energía, navegación GPS, el transporte aéreo, servicios financieros y comunicaciones de emergencia de radio pueden ser eliminados por una actividad solar intensa. Una tormenta solar en este siglo, la Academia, advirtió, podría causar daños veinte veces más económicos que el huracán Katrina.

Gran parte del daño puede ser mitigado si los gerentes saben que se acerca una tormenta. Poner satélites en modo "seguro" y desconectar los transformadores pueden proteger estos activos de ser dañados por sobrecargas eléctricas. la acción preventiva, sin embargo, requiere de previsión exacta-un trabajo que se ha asignado a la NOAA.

"El pronóstico del clima espacial se encuentra todavía en su infancia, pero estamos avanzando rápidamente", dice Thomas Bogdan, director del Centro Espacial de la NOAA de Predicción del Clima en Boulder, Colorado.

Bogdan ve la colaboración entre la NASA y la NOAA como clave. "La flota de la NASA de naves espaciales de investigación heliofísica nos proporciona información actualizada al minuto sobre lo que está sucediendo en el Sol. Son un complemento importante de nuestros propios satélites GOES y POES, que se centran más en el entorno cercano a la Tierra."

Entre las decenas de naves espaciales de la NASA, tres son de especial significación: STEREO, ACE y SDO.

STEREO (Observatorio de Relaciones Solares y Terrestres) es un par de naves estacionadas en lados opuestos del Sol con una vista combinada deL 90% de la superficie estelar. En el pasado, las manchas solares activas podían esconderse en la cara oculta del sol, invisible desde la Tierra, y de repente emerger llamaradas y CMEs. STEREO hace que este tipo de ataques por sorpresa sea imposible.

SDO (Observatorio de Dinámica Solar) es la última incorporación a la flota de la NASA. Se lanzó en febrero, es capaz de fotografiar las regiones solares activas con una resolución espectral, temporal y espacial sin precedentes. Los investigadores ahora pueden estudiar erupciones con gran detalle, dando esperanzas de que van a aprender cómo las llamaradas trabajan y la manera de predecirlas. SDO también supervisa la producción extrema de rayos UV del sol, contralando la respuesta de la atmósfera terrestre a la variabilidad solar.

El 19 de abril de 2010, el satélite SDO observó una de las erupciones más masivas durante años. La Tierra no estivp en la línea de fuego esta vez.

El satélite favorito de la NASA para Bogdan, sin embargo, es uno viejo: el Explorador de Composición Avanzada (ACE) , se puso en marcha en 1997. "¿Dónde estaríamos sin él?" , se pregunta. ACE es un monitor de viento solar. Se encuentra entre el sol y la Tierra, detecta las ráfagas de viento solar, las millones de toneladas de las CME y las tormentas de radiación, tanto como 30 minutos antes de que lleguen a nuestro planeta.  "ACE es nuestro mejor sistema de alerta temprana", dice Bogdan. "Nos permite notificar a los operadores de satélites cuando una tormenta está a punto de golpear."

Las nave de la NASA no estaba destinada originalmente para la predicción operativa-, pero resulta que nuestros datos tienen usos prácticos económico y civil ", señala Fisher. "Este es un buen ejemplo de como la ciencia espacial apoya a la sociedad moderna".

El 2010 marca el cuarto año consecutivo en el que políticos, investigadores, legisladores y periodistas se han reunido en Washington DC para compartir ideas sobre el clima espacial. Este año, los organizadores del foro planean perfeccionar el enfoque en la protección de infraestructuras críticas. El objetivo final es mejorar la capacidad del país para preparar, mitigar y responder a acontecimientos meteorológicos espaciales potencialmente devastadores. "Creo que estamos en el umbral de una nueva era en la que el clima espacial puede ser tan influyente en nuestra vida cotidiana como el clima terrestre común". Fisher concluye. "Nos tomamos esto muy en serio."


La Teoría de "Twistores" reinicia la última revolución en las supercuerdas

Roger PenroseUn simple giro del destino: una vieja idea de Roger Penrose entusiasma a los teóricos de    las cuerdas.

A finales de la década de 1960, el distinguido físico y matemático de la Universidad de Oxford, Roger Penrose, encontró una forma radicalmente nueva de desarrollar una teoría unificada de la física. En vez de tratar de explicar cómo las partículas se mueven e interactúan dentro del espacio y del tiempo, propuso que el espacio y el tiempo mismos eran construcciones secundarias que emergen desde un nivel más profundo de la realidad. Pero su así llamada teoría de twistores no obtuvo atención, y sus problemas conceptuales bloquearon a sus pocos defensores. Como muchos otros intentos de unificar la física, los twistores fueron dados por muertos.

En octubre de 2003 Penrose fue al Instituto de Física Avanzada, en Princeton, N.J., a visitar a Edward Witten, el "decano" actual de la unificación de la física, la teoría de cuerdas. Esperando que Witten le castigara por haber criticado la teoría de cuerdas como una moda, Penrose se sorprendió al ver que Witten quería hablar sobre su idea olvidada.

Unos meses después Witten publicó un denso artículo de 97 páginas que mezclaba twistores y cuerdas – resucitando los twistores e impresionando incluso a los más críticos con la teoría de cuerdas. En los últimos años los teóricos han construido sobre los andamios de Witten y repensado qué son el espacio y el tiempo. Han producido técnicas de cálculo que hacen de los problemas más difíciles de la física de partículas, un juego de niños. "No he estado nunca en mi vida más emocionado con la física", dice el teórico de cuerdas Nima Arkani-Hamed, quien recientemente se ha trasladado a Princeton desde la universidad de Harvard para introducirse en el campo emergente. "Se está desarrollando en estos momentos a una velocidad endiablada, con un grupo de aproximadamente quince personas en todo el mundo trabajando en ello día y noche".



DIME QUE PIENSAS Y TE DIRÉ QUE TE DUELE...



El 95% de las enfermedades son psicosomáticas, es decir, se producen por la relación mente-cuerpo. Nuestros pensamientos y nuestras emociones son las principales creadoras de la enfermedad cuando éstas están en desequilibrio.

El cuerpo se cura cuando curamos el alma

La siguiente guía te ayudará a "sorprender" los pensamientos que se mueven alrededor de una enfermedad.
  • Dolores de cabeza: Me va a explotar la cabeza, tanto trabajo, a veces tengo la sensación de no ser dueño de mí mismo, tengo miedo de no poder satisfacer las exigencias, esto afecta mucho a mi mente.
  • Hemorragias nasales: Si al menos alguien se fijara en mí... nadie me quiere, nadie me valora.
  • Ronquidos: A mí me preocupa, lo que estaba bien antes, no puede estar mal ahora, así como veo las cosas ahora, debería verlas cualquiera.
  • Pólipos: No soporto la tensión permanente que flota en el aire entre nosotros, lo mejor es mantenerse distanciado, y no cruzarme en el camino de nadie.
  • Resfríos y gripes: Me ha tosido encima y me contagio, cada invierno tengo un respiro, estoy harto, no puedo más, no sé qué hacer, sus palabras me han herido.
  • Conjuntivitis, orzuelos: Estoy furioso y desilusionado por lo que veo, de alguna manera me siento impotente para cambiarlo.
  • Queratitis o inflamación de la córnea: Nunca había estado tan fuera de mí, esta confusión me agota, no sé que hacer con tantas contradicciones.
  • Dolores de garganta, amigdalitis: Diría tantas cosas tristes, coléricas, desagradables, pero no me atrevo, tengo miedo de expresarme en voz alta, y las palabras se quedan en la punta de la lengua, me cuesta mucho tragármelo.
  • Dolores de oídos, otitis: No me gusta en absoluto lo que tengo que escuchar, es demasiado doloroso, lo que dice mi voz interior es cierto pero no quiero escucharlo.
  • Hipertiroidismo: De hecho, en toda mi vida jamás me han hecho caso; una cosa he aprendido, que para ser algo en este mundo, hay que prestar algún servicio; sólo encuentro reconocimiento cuando otros dan por buenos mis esfuerzos, no tengo ninguna confianza en mi propia opinión y así siempre me quedo tirado en la carretera, bien para ser objeto de críticas o para huir de ellas.
  • Hipotiroidismo: Me falta algo, por alguna razón hasta ahora nadie se ha preocupado por mí ni me ha aceptado tal como soy en realidad, si esto continua así creo que me voy a dar por vencido, no dejo de estar abrumado.
  • Problemas dentales: Sencillamente no puedo tomar la decisión, me falta coraje, hay muchas alternativas pero no tengo el coraje.
  • Bronquitis: De cualquier modo no me conviene, pero tengo miedo de decir lo que pienso, podría haber muchos destrozos, y yo podría causar más de los que hay.
  • Asma bronquial: Me falta el aire, me quieren acorralar pero yo me resisto, mientras la situación no cambie, no podré respirar tranquilo.
  • Acidez: Tengo miedo.
  • Inflamación estomacal, úlcera gástrica: Todo esto es difícil de digerir, no me quito el trabajo de encima, siempre tengo que adaptarme a algo nuevo, creo que no soy lo bastante bueno y bien mirado nunca lo seré.
  • Hígado y vesícula: Ellos tienen la culpa, son los demás los que se equivocan, y no yo, ellos tienen la culpa de que haya salido mal, no tengo nada que reprocharme, no pueden hacer eso conmigo
  • Problemas cardíacos: Desde hace tiempo se me parte el corazón, no siento alegría por nada, la vida no es más que un continuo estrés, el dinero gobierna el mundo, nunca encontraré el amor y el reconocimiento que necesito, pero no dejaré de intentarlo.
http://www.todoterapias.com/imagenes/radiacion_navidad.jpg



http://www.caminosalser.com/contenidos/img/nuevatierra/3/hombre_vitruvio_luz.jpg